Opinión

Insensatos

Insensatos

Pedro Sánchez y Pablo Iglesias están dando un triste espectáculo anteponiendo sus intereses particulares a los de una España en la que no creen y que quieren destruir.

Tengo mis dudas de que Pedro Sánchez esté buscando el bien del PSOE, tengo mis serias dudas de que esté buscando un acuerdo con las izquierdas, y no tengo ninguna duda de que Pedro Sánchez lo que no busca es el bien de España, sino el suyo personal. El peor político de la historia reciente de este país, que ha sacado el peor resultado del PSOE en la historia reciente de este país, quiere salvar su culo.

Para ello necesita a Podemos y a alguien más. Ya ha comenzado el acercamiento a los independentistas catalanes prestando senadores para que estas fuerzas que quieren acabar con la unidad de España tengan más de lo que las urnas les han dado. También ha conseguido acercarse al PNV que ya intentara la autodeterminación con el Plan Ibarretxe. Ahora le queda llegar al acuerdo con Podemos.

Pues bien, Pedro Sánchez, aparte de ponerse de acuerdo con esta "gente" debe de hacerlo con Barcelona en Comu que antes era Guanyem y que aglutina a Iniciativa per Catalunya Verds, Esquerra Unida i Alternativa, Equo, Procés Constituent y Podemos. También debe hacerlo con En Marea que está formada por En Marea, Podemos y Anova, y finalmente con Compromis, formada por Bloc Nacionalista Valencià (Bloc), Iniciativa del Poble Valencià (Iniciativa) y Els Verds - Esquerra Ecologista del País Valencià (EV-EE).

Veamos. Si el PSOE de Pedro Sánchez, que no el PSOE, es capaz de llegar a un acuerdo con todos los Podemos y sus satélites (nueve en total), con ERC, con Democracia y Libertad (que es CIU pero con otro nombre por aquello de la corrupción), y además se le suma el PNV, superará los 176 escaños, suficientes para ser el Presidente de España. Y olé.

Eso sí, sería el Presidente de España siempre y cuando dentro del PSOE se pusieran de acuerdo los que quieren quemar a Pedro Sánchez y los que quieren mandarlo a su casa, cosa que parece más difícil que entenderse con todo el circo podemita.

El problema principal es Podemos, que ha visto como el PSOE se está devorando internamente y que el que tiene que poner  paz lo está llevando hacia la autodestrucción, y no quiere otra cosa que nuevas elecciones, porque creen que podrán superar al PSOE y entonces llegar ellos a los acuerdos necesarios con quien sea, incluido Bildu.

Mientras eso ocurre, dos partidos están demostrando a estas alturas estar más preocupados por España y su futuro, que por sus propios intereses. El PP busca la gran coalición para frenar el esperpento que cada día supone ver a los del cambio (menudo cambio), mientras que Ciudadanos ejerce de mediador en un papel que le viene como anillo al dedo, cargado de sensatez.

Esto lo han visto muchos dirigentes del PSOE, incluido su valor en alza (yo no creo que tanto), Susana Díaz. Ellos quieren el gran pacto, por un periodo prudencial para estabilizar el país, mantenerlo en la senda de la recuperación, y propiciar el despegue definitivo.

Ellos quieren ese pacto porque saben que dentro de unos meses, Rajoy y Sánchez serán historia, y será el momento de la verdad en el que a buen seguro "la gente" se habrá dado cuenta de quién es quién en este momento crucial de la historia de una España que unos pocos insensatos se quieren cargar, incluidos Pedro Sánchez y Pablo Iglesias.