• 21:24
  • Miércoles, 22 de Noviembre de 2017

DATOS DEL ÍNDICE DE COMPETITIVIDAD REGIONAL

La UE señala a Andalucía como la autonomía más corrupta de España

El Índice de Competitividad Regional de la UE sitúa a Andalucía y La Rioja como las CCAA con mayor y menor corrupción del país

Los tres últimos presidentes de la Junta de Andalucía, Chaves, Griñan y Susana Díaz
Los tres últimos presidentes de la Junta de Andalucía, Chaves, Griñan y Susana Díaz
La UE señala a Andalucía como la autonomía más corrupta de España

ALGECIRAS. – Los EREs, Madeja, Malaya, Astapa, Formación, Bahía Competitiva…, son solo algunos de los grandes caso de corrupción que salpican la geografía andaluza, a los que hay que unir otros a niveles más provinciales o locales, que convierten a la comunidad, según la Unión Europea, en la región de España con mayor incidencia de la corrupción.

Este dato se desprende del Índice de Competitividad Regional, un estudio que cada tres años realiza la Comisión Europea, y que evalúa tres grandes categorías que determinan el dinamismo económico ay la calidad institucional de las regiones de los 28 estados miembros de la Unión Europea.

El diario El Mundo, cifraba hace dos años en más de 1.000 imputados y 6.000 millones supuestamente defraudados en toda la comunidad, con una acumulación de casos que afectaba a PSOE a nivel sobre todo regional, y a PP e IU, a niveles más locales.

El informe incluye varios índices, aunque tal vez el de mayor interés hay sido el del nivel de corrupción, donde la comunidad que preside la aspirante a dirigir al PSOE nacional, es la que se lleva la peor nota. El indicador dedicado a la corrupción evalúa su incidencia en el ámbito de los servicios públicos y combina datos de dos proyectos de investigación: Quality of Government, un informe elaborado por la Universidad de Gotemburgo, y Worldwide Governance Indicators, una iniciativa ligada al Banco Mundial.

ANDCORR

Según los datos del informe, la comunidad autónoma con menos corrupción es La Rioja, que recibe una nota de 0,13 y, por tanto, se sitúa por encima del promedio comunitario. El top cinco lo completan Cantabria, Extremadura, Murcia y País Vasco, seguidas de cerca por Madrid, Navarra, Castilla y León y Asturias. En el extremo opuesto nos topamos con las comunidades en las que la incidencia de la corrupción es más grande. La peor nota se la lleva Andalucía, seguida de Galicia, Canarias, Comunidad Valenciana y Castilla-La Mancha. También destaca para mal la calificación que reciben Cataluña, Baleares y Asturias.