Mirador de la Bahia
Mirador de la Bahía / Foto: horasur

Pajarete dispuesta a plantar batalla por la recepción de calles y la dotación de servicios

Pajarete dispuesta a plantar batalla por la recepción de calles y la dotación de servicios
ALGECIRAS. - El movimiento asociativo de la ciudad suma una nueva asociación vecinal, que bajo el nombre de Pajarete aglutina, por el momento, a seis comunidades de vecinos compuesta por Vista Azul, Altos de la Bahía, Mirador de la Bahía, Doña Lola, Don Rodrigo y Avenida II, todas ellas ubicadas en la franja que va desde la avenida Virgen de la Palma hasta la parte posterior del centro comercial Puerta Europa. Cristina Contreras es la presidenta de esta primera junta directiva, de la que Luis Manzanera es el vicepresidente, Antonio Cazalla el secretario y tesorero, y donde también estarán representadas las seis comunidades de propietarios en calidad de vocales. Llama la atención que esta asociación surge precisamente ahora, para buscar una solución a unas viviendas que se entregaron, algunas de ellas hace más de diez años, sin licencia de ocupación y según la propia asociación “sin exigirles a los diversos Constructores que las calles estuvieran en condiciones”, hechos que han motivado “no tener derecho a ningún servicio público”, a pesar de que pagan sus impuestos religiosamente. Esta circunstancia ha sido una práctica habitual en las anteriores etapas de gobierno y ha afectado aparte de esta zona, a otras como Plaza Mayor, La Ermita, Sotorrebolo o Las Lomas del Cobre, algunas de las cuales ya han sido solucionadas por el actual equipo de gobierno, y otras se encuentran en diferentes fases para regularizar las deficiencias acumuladas por años de dejadez. Estimas Cristina Contreras que esta situación “nunca debería de haberse producido”, culpando precisamente a los anteriores equipos de gobierno de no hacer bien su trabajo, “es decir, si el anterior Equipo de Gobierno no hubiera concedido ninguna licencia a Constructores sin la correcta finalización de las obras”, aunque también culpa al actual por criticar esta circunstancia en la oposición y no haber dado aun respuesta en este periodo de gobierno.

Un negocio rentable

Desde la asociación de vecinos Pajarete se considera que esta práctica de entregar licencias de primera ocupación sin cumplir los requisitos legales para ello, es un negocio rentable para empresas constructoras y ayuntamiento, ya que por un lado “los Constructores ganan al no verse obligados a dejar los viales en condiciones, y el Ayuntamiento gana, ya que desde que concede las licencias de primera ocupación empieza a cobrar Impuestos a los vecinos”. Este “negocio rentable” tiene unos daños colaterales que son los propios vecinos, que se ven obligados a pagar impuestos sin que el Ayuntamiento ofrezca los servicios públicos adecuados, siempre amparándose en la no recepción de la zona por incumplimientos de las empresas constructoras. Esto, en la mayor parte de las ocasiones, deriva en batallas judiciales ya sea por las diferencias entre empresas y administración, o en muchas ocasiones por los concursos de acreedores que presentan estas mismas empresas, lo que imposibilita incluso la acción municipal sin la autorización judicial.

A la espera de una reunión

Pajarete espera desde el pasado 8 de enero, una reunión solicitada al concejal de Urbanismo, Diego González de la Torre, en la que abordar los asuntos pendientes, entre los que se encuentra la demanda de arreglo de los desperfectos causados por la constructora San José, en la construcción del centro comercial, hechos sobre los cuales los vecinos han entregado un dossier fotográfico. También han mostrado su preocupación por la nueva licencia de parcelación concedida para urbanizar aun más la zona.

Pajarete dispuesta a plantar batalla por la recepción de calles y la dotación de servicios
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad