Camisetas de colores
Camisetas de colores

¡Con estos consejos, tu camiseta personalizada quedará de 10!

¡Con estos consejos, tu camiseta personalizada quedará de 10!

Sea por el motivo que sea, si vas ha personalizar unas camisetas sigue atento a estos consejos

Para hacer negocios y ventas a través de diseños, es necesario que estos logren marcar la diferencia, llamando la atención del usuario para que la marca consiga mayor visibilidad. Conseguir un modelo de camiseta puede ser fácil, pero no lo es tanto crear un diseño que resulte realmente perfecto.

Puedes conseguir un diseño verdaderamente espectacular si te decides a diseñar camisetas en Rafasshop, ya que es un sitio especializado donde puedes obtener los mejores resultados. Aun así, se recomienda seguir los consejos que se expondrán a continuación.

Las prisas no son buenas, ¡tómate el tiempo que necesites!

Si realmente se desea conseguir el éxito a través de un diseño, hay que tener muy presente que hasta los mejores diseñadores del planeta necesitan tiempo para realizar sus creaciones. Del mismo modo, cuando se crea una camiseta personalizada, hay que asegurarse de que le gusta a uno mismo, tomándose el tiempo necesario para hacer el diseño con la tranquilidad que esta tarea requiere.

Haz una prueba, colocando el diseño sobre una camiseta

Lo mejor es hacer un montaje sobre una camiseta, para saber si realmente tendrá el efecto deseado y quedará como se quería. Por suerte, en Internet están disponibles gran cantidad de mock-ups para hacerse una idea de cómo quedará el diseño sobre la camiseta, o para aportar algo sobre su posicionamiento.

También resulta muy efectivo imprimir el diseño al tamaño en que se desea, y colocarlo sobre una camiseta. De esta manera se tiene una idea sobre sus dimensiones reales, y cómo quedará en proporción de la camiseta personalizada ya impresa. Para tener una idea de cómo quedarán los diseños, también se puede entrar en https://twitter.com/Rafasshop y ver algunos ejemplos.

La sencillez enamora, y en las camisetas personalizadas también

A quienes realmente les apasionan los diseños de camisetas, les encantan aquellas imágenes que pueden dejar a alguien con la boca abierta, o con las que cualquier podría girarse por la calle para volverla a mirar.

Pero aunque es importante que el diseño pueda conseguir un impacto, la experiencia ha demostrado que los diseños más efectivos suelen ser los más sencillos. La regla es el “menos es más”, ya que de esta forma el mensaje resulta más claro y fácil de recordar.

Ten muy presente cómo es el público al que te diriges

Llegado el momento de diseñar una camiseta personalizada, hay que preguntarse cómo es el público al que esta irá dirigida, es decir, qué características reúne. Para crear un producto que la gente va a llevar puesto, hay que saber definir su perfil, y diseñar en función del mismo.

De forma que antes de empezar a diseñar la camiseta, hay que buscar la inspiración para llegar a ese público, o bien indagar sobre las pautas que han seguido marcas de un estilo parecido. Lo importante no son los gustos del creador, sino de las personas a las que se dirige el diseño de la camiseta.

Humor sí, ofensa nunca

Darle un toque de humor al diseño puede ser una buena idea, según el producto a publicitar, pero en ningún caso el mensaje debe ser ofensivo. Lo que procuran los diseñadores en estos casos es hacer diseños que llamen la atención, pero dentro de un tono humorístico totalmente respetuoso.

Igualmente, para crear un producto con un mensaje de tipo político o religioso, hay que pensar que no todo el mundo comparte la misma opinión en estos temas. Así que aquí la clave máxima es también el respeto en todo momento.

¡Ojo a los colores!

No hay que pensar en ningún momento, que crear una camiseta personalizada se reduce a hacer un diseño sin más. Hay que tener muy en cuenta el color en el que se quiere realizar el mismo. Se recomienda buscar un color complementario, o una segunda opción de color de camiseta para hacer dos versiones del mismo diseño.

Aunque las camisetas blancas o en tonos claros suelen resultar más económicas, también destacan menos. Así que el color que se termine utilizando dependerá en todo caso del presupuesto con el que se cuente, y de las necesidades del proyecto en cuestión.

Cuando se trate de un diseño que tenga gran contenido en negro, no se deberá utilizar una camiseta negra también, ya que los colores no van a destacar sobre la prenda, que es lo que se busca. Los espectadores no verán con la misma claridad el diseño, por lo cual se desperdiciará una buena oportunidad.

Ten listos los archivos de impresión

Sin duda, uno de los elementos fundamentales a la hora de crear un diseño es conocer todas sus equivalencias en color, sea en PANTONE, RGB, CMYK o colores web. No hay que olvidar que cada técnica de impresión requiere distintos valores de color, si realmente se quiere reproducir con la mayor fidelidad posible. Este detalle es especialmente agradecido por las imprentas, ya que les ayuda a evitar errores y crear el diseño que realmente desea el cliente.

¡Con estos consejos, tu camiseta personalizada quedará de 10!
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad