ruiz boix
ruiz boix

La subestación de Puente no podrá prosperar porque el Pleno, que la rechaza, debería aprobar un trámite urbanístico

La subestación de Puente no podrá prosperar porque el Pleno, que la rechaza, debería aprobar un trámite urbanístico
El alcalde, Juan Carlos Ruiz Boix, ha transmitido hoy, martes, “un mensaje de tranquilidad” a la población ante las declaraciones de responsables de Red Eléctrica de España (REE) sobre la ampliación de la subestación de Puente Mayorga para dar cobertura al cable con Ceuta.

Ha recalcado que, en todo caso, la aprobación del proyecto requiere una modificación del PGOU que debería ser refrendada por el Pleno de la Corporación, donde no prosperará porque existe unanimidad de los grupos políticos en su rechazo.

Ha argumentado Ruiz Boix que esa fue la razón por la que no consideró necesaria la convocatoria de una manifestación en contra del proyecto el pasado 12 de octubre, tal y como había sido prevista inicialmente. También ha subrayado que, a día de hoy, no se ha presentado ningún documento en el Registro de Entrada del Ayuntamiento para iniciar la tramitación del proyecto, ni ha aparecido publicado algún anuncio al respecto en los tres boletines oficiales pertinentes (del Estado, de la Junta de Andalucía y de la Provincia).

De hecho, indicó el primer edil que hasta ahora lo único publicado en el Boletín Oficial del Estado (BOE) sobre este asunto es que una empresa, denominada Llodilu SA, ha interpuesto un recurso contencioso-administrativo en la Audiencia Nacional contra una resolución de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia que otorga carácter singular a la interconexión eléctrica prevista. Aunque este recurso se refiere a la subestación de Portichuelos (La Línea) y no a la de Puente Mayorga, considera que supone una traba más al proyecto de Red Eléctrica.

Explicó Ruiz Boix que, en todo caso, ayer lunes se envió un escrito al director de Proyectos de Inversión y Gestión del Transporte de Red Eléctrica de España, Ramón Granadino, en la que se recuerda que en distintas conversaciones entre técnicos municipales y de dicha empresa se ha dejado constancia de que el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) actual no permite la instalación de una subestación de las características pretendidas por Red Eléctrica.

Como primer paso, dicha empresa debería conseguir de la Junta de Andalucía una nueva Evaluación Ambiental Estratégica de la parcela, denominada ALI7 (Área Libre Industrial número 7), junto con la Autorización Ambiental Unificada y la correspondiente Evaluación del Impacto de la Salud que esta subestación podría generar entre la población de Puente Mayorga y zonas residenciales próximas.

Ruiz Boix recordó que, una vez conocido el proyecto por la población, “provocó que vecinos y vecinas se mostraran en contra”, y que los grupos políticos de la Corporación lo rechazaran por unanimidad en la sesión plenaria del pasado 27 de julio. En su opinión, esta posición unánime “hacía innecesaria una nueva concentración ciudadana” contra el proyecto, “ya que la potestad para innovar el PGOU reside en el Salón de Plenos del Ayuntamiento”, que no va a aceptar dicha modificación del planeamiento urbanístico.

Explicó el alcalde que, más que manifestaciones públicas de responsables de Red Eléctrica, está a la espera de la presentación de algún documento oficial, que “a fecha de hoy” no se ha presentado en el Registro de Entrada del Ayuntamiento. Además, se han analizado las publicaciones de los tres boletines oficiales pertinentes de los últimos cinco meses, y la única información al respecto es el recurso antes reseñado por parte de la empresa Llodilu.

Para el primer edil, la tramitación del expediente para que se planteara en Pleno de la Corporación la modificación puntual (o innovación) del PGOU requiere un plazo mínimo de cinco años, al ser necesarios documentos como la Evaluación Ambiental Estratégica.

Como, en todo caso, existe la unanimidad de la Corporación a la hora de rechazar dicho trazado que, además, “no cuenta con respaldo técnico”, Ruiz Boix ha querido “compartir con la ciudadanía, y especialmente con los vecinos y vecinas de Puente Mayorga la tranquilidad que mantiene este Gobierno Municipal y este alcalde ante las declaraciones de Red Eléctrica”, cuyos responsables han planteado el cable para 2025.

Reiteró que la ubicación de este proyecto en Puente Mayorga debe superar primero la tramitación ambiental y urbanística. Como esta última “depende de la Corporación, si se mantiene el rechazo actual, la ampliación de la subestación será imposible”.

La subestación de Puente no podrá prosperar porque el Pleno, que la rechaza, debería aprobar un trámite urbanístico
Entrando en la página solicitada Saltar publicidad